17 mayo 2016

UNA ALFOMBRA DE TRAPILLO CON FORMA DE PINGÜINO

Ya os he dicho alguna vez que tengo una lista larguísima, interminable diría yo, de proyectos que quiero hacer o al menos intentar (en esta entrada os conté alguno de mis propósitos para este año). Pero una de las cosas que no está en mi larga lista es el trapillo. Y es que, aunque se trabaje con un ganchillo y los puntos sean los mismos que en crochet, y aunque hay compañeras blogueras que hacen cosas preciosas con este material, no era algo que me llamase la atención. Pero el destino quería que hiciera trapillo. Así que el destino en forma de cuñada me pidió, para el cumple de mi sobrino, una alfombra de trapillo con forma de pingüino que había visto en el blog de Miss DIY

alfombra-trapillo-pinguino



Aunque el resultado final me ha gustado mucho, muchas gracias a Ester de Miss DIY por el patrón de esta alfombra, se me ha hecho muy pesado elaborarla. Y es que el trapillo es un material muy pesado, y encima en un proyecto tan grande como es una alfombra, podéis imaginar como cuesta ir moviéndola. Os diré que el trapillo sigue sin estar en mi lista de proyectos pendientes, aunque también os diré que me ha sobrado material y tendré que hacer algo para gastarlo. 

alfombra-pinguino-trapillo


CÓMO HE HECHO LA ALFOMBRA DE TRAPILLO CON FORMA DE PINGÜINO


Las instrucciones y el patrón para elaborar esta alfombra podéis encontrarlas en el blog de Miss Diy donde Ester, que es su autora, nos explica cómo ha hecho todo el diseño de la alfombra, y publica el patrón para hacerla y un vídeo, por si tenemos alguna duda en el proceso.

He de decir que no he seguido el patrón al pie de la letra y he hecho algunas variaciones, por ejemplo:

La forma de aumentar: la he simplificado y he hecho los aumentos como los hago habitualmente cuando hago amigurumis

                             1ª vuelta: 1 aum en cada pto
              2ª vuelta: *1 pto, 1 aum* repetir toda la vuelta
              3ª vuelta: *2 ptos, 1 aum* repetir toda la vuelta
              ...

Así que la forma blanca de la alfombra me ha quedado redonda y la forma alargada se la he dado con la parte negra del cuerpo.

❤ La forma de unir piezas: he tratado de tener el mínimo número de piezas posibles y todo el cuerpo del pingüino está hecho de una sola pieza (están hechos a parte los pies, el pico, los coloretes y el pico negro de la cabeza). La parte negra del cuerpo está tejida a continuación de la blanca haciendo un cambio de color como muestro en la foto.

Cambio de color al finalizar la última vuelta blanca para seguir con la parte negra del cuerpo.

❤ Los colores: en el mundo del trapillo tienes que adaptarte un poco a lo que haya, no es como con las lanas que tienes casi cualquier color que se te ocurra. Así que mi pingüino es blanco y negro en vez de blanco y gris y sus pies y pico es de color mostaza.

 La expresión: los ojos, de fieltro, los he cosido al revés y así parece que mi pingüino en vez de estar dormido está sonriendo.

 El ganchillo que he usado es de 12 mm y el tamaño final de mi alfombra es de 1.26 m por 1.33 m (anchura en la parte de las alas). Puede que sea por esto que he dado muchas más vueltas que en el patrón original, pero inexplicablemente, he gastado menos trapillo.

 Me ha llevado 6 ovillos grandes blancos (de 900 gr) y 2 negros. Casi 1 entero mostaza y del rosa menos de 1/4. Compré 3 más de los blancos recomendados en el patrón original por si me quedaba corta no tener problemas de tintada y cambio de tono. Y he usado 3 menos. Así que tengo como para hacer otra alfombra pingüino...

xxl-crochet-penguin-rug
Cuchufleta haciendo el pino sobre la alfombra. ¿Quién dijo que hacer fotos es la parte fácil?



ALGUNOS TRUCOS PARA HACER LA ALFOMBRA DE TRAPILLO


Qué es el trapillo

El trapillo son tiras de tela procedentes de los excedentes de las fábricas textiles que vienen enrolladas en ovillos o bobinas de tamaños que van desde los 250 - 400 gr las pequeñas hasta los 800 - 1.000 gr las grandes.

Hay muchos tipos de trapillo según el tipo y características de la tela que lo forme y en su etiqueta no lleva especificado el grosor del ganchillo recomendado. Aunque hay muchos colores y estampados se hace difícil encontrar colores concretos, o que los grosores de los colores que quieres sean iguales. Así que hay que improvisar un poquito y adaptarse al trapillo y a lo que vayamos a hacer. En mi caso por ejemplo, el ovillo rosa es algo más fino que el resto y bastante más elástico. Aunque está trabajado todo con el gancho de 12 mm al ser piezas separadas no se nota.

Por su condición de tela reciclada, las tiras de trapillo no siempre son uniformes y contínuas: vienen unidas con nudos, puedes encontrar algún trozo deshilachado, más grueso o más fino. O con alguna mancha de grasa, supongo que de las máquinas de la fábrica. En estos casos no queda más remedio que cortar.

Trucos 

 Empieza las madejas, ovillos o bobinas sacando la hebra de la parte central, te será más fácil desenrollar el trapillo y no saldrán rodando las bobinas.

 Si comienzas con un anillo mágico te quedará un agujero bastante grande, puedes disimularlo después cerrándolo un poco con aguja e hilo. En nuestro caso además lo cubre el pico.

Los puntos iniciales o con muchos aumentos suelen quedar muy abiertos, ciérralos cosiéndolos con aguja e hilo del mismo color.


 Si encuentras alguna imperfección o nudo, o se te acaba un ovillo y tienes que unir el siguiente del mismo color, la mejor forma para hacerlo es cosiendo ambos cabos.

Cose las uniones con hilo del mismo color como se muestra en las fotos.


 De igual forma la mejor manera de rematar al terminar una sección o cambiar de color es cosiendo el remate por detrás de la labor.

 Si estás trabajando un trapillo muy elástico tenlo en cuenta y teje flojito o la labor se te encogerá.

❤ Cada 2 o 3 vueltas de la alfombra he ido estirando el tejido en todas direcciones para que los puntos queden más asentados y que la alfombra no se encoja y se doble hacia arriba.

❤ Aunque la alfombra tiene bastante peso es posible que resbale sobre el suelo, para que esto no ocurra por el revés podemos pegar unas líneas de silicona.

Vista del revés de la alfombra: pega unas líneas de silicona para que no resbale.


Pros 

 Al ser tan grueso y trabajarlo con un gancho tan grande se avanza muy rápido así que es muy recomendable para gente que quiere proyectos rápidos de hacer.


Contras

 Puede que sea porque no estoy acostumbrada a manejar ganchos de ese tamaño pero a mi se me cansa mucho la muñeca.

❤ Al ser un material tan pesado no es fácilmente transportable si te gusta llevarte la labor de fin de semana o en el autobús.


Mantenimiento


Dado que está hecho a base de tela el mantenimiento es igual que el de cualquier prenda de ropa

 Seguramente lo ideal sería lavar a mano, no retorcer para escurrir para que no pierda su forma, secar con una toalla para eliminar la mayor cantidad de agua y extender a la sombra para que se termine de secar. Pero dado que estamos hablando de una alfombra que pesa unos 6 kilos creo que es obvio que en nuestro caso lo ideal no va a ser posible.



 En el caso de la alfombra de pingüino y dado que pesa unos 6 kilos puede que sea conveniente usar una lavadora industrial para lavarla. Aunque las lavadoras de casa admitan hasta 7 kilos hay que tener en cuenta que cuando se moje cogerá más peso. 



 Mejor lavarla en agua fría ya que vamos a lavar juntos color blanco y negro.


Después de centrifugar podemos meterla a la secadora o dejarla secar extendida, para que no se deforme, y a la sombra para que la luz directa del sol no la queme los colores.


Si eres entusiasta del trapillo estaré encantada de escuchar tus consejos. Mientras, voy a ir pensando en qué "invierto" las madejas que me han sobrado; por suerte, la chica de la tienda me ha dicho que me las cambia de color sin problema. De momento la opción ganadora es otra alfombra, distinta, para que Cuchufleta haga el pino...




Sígueme en:



http://eepurl.com/bct2DT

13 comentarios:

  1. Te ha quedado una alfombra muy chula, ya nos dirás si le ha gustado a tu sobrino. A mi m pasa domo a ti con el trapillo. Me regalaron una aguja y un par de ovillos hace unos años, cuando lo del trapillo era lo último y casi nadie hacía cosas con él. Me hice una cesta con parte de un ovillo, que utilizo para guardar ovillos de lana empezados. Hice unos cuantos metros de camisetas que iba a tirar....y ahí sigue el trapillo, porque no se me ocurre nada útil que hacer con él. Había pensado en una alfombra, pero en casa no tenemos alfombras porque no nos van mucho. También había pensado en hacer un puff con un trozo de espuma grande que también tengo guardado para lo que surja (Dios mío, ¿no tendré principio de síndrome de Diógenes?). Pero como no me atrae mucho y tengo otros proyctos empezados que me apetecen más...
    A ver si nos dan alguna buena idea para utilizar el trapillo que tenemos.

    ResponderEliminar
  2. Desde luego no se nota que no te gusta el trapillo porque te ha quedado un pingüino precioso; pese a todos los inconvenientes que planteas al contarnos el proyecto creo que la alfombra rebosa de cariño por todos lados... Y eso, también cuenta cuando se plantea un reto frente al que a priori no se le mete mano con ganas. Tu sobrino tiene la mejor alfombra del mercado.
    Gracias por los consejos. En casa hay varias bobinas de trapillo para ver si me animo algún día a probar y nunca me decido...
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Me encanta!!!! Es una pasada de alfombra.
    XOXO

    ResponderEliminar
  4. Hola Rosana. Lo primero de todo: la alfombra está genial!. En cuanto al trapillo... a mi me entusiasmó al principio y compré un montón de bobinas para hacer un montón de cosas (me pudo el "ansia"). Pero al igual que a ti, me cansaba mucho la muñeca y se me hacía muy pesado trabajarlo. Ahora tengo ese montón de bobinas esperando uso (un proyecto lo tengo entre manos ahora mismo) pero me va a sobrar y creo que quedará esperando el "sueño de los justos" hasta que me dé otra vez la "ilusión trapilleril".
    En cuanto a los consejos que das, son muy buenos y alguno ya me lo he apuntado para terminar lo que tengo entre manos. Gracias y un beso.

    ResponderEliminar
  5. Madre mía,peasso de curro que te has pegao! pero si es enooooorme!!
    No me imagino el tiempo que le has echado,pero la verdad es que es preciosa!! Me encanta! y las fotos de Cuchufleta haciendo el pino,jajaja,eso es lo más! qué aaaarte tiene!
    Qué post más completo,cuántos consejos,te lo has currao un montón,está genial.
    A ver qué te inventas con lo que te ha sobrao!jaja
    Besos :)

    ResponderEliminar
  6. Pues para no estar en tu lista de proyectos, y no gustarte mucho el trapillo menuda preciosidad has hecho, te ha quedado perfecta, mas quisiera yo poder hacer aunque fuera un tapetito de nada, pero no se ni cojer la aguja tanto que me gustan estas cosas, seguro que a tu cuñada le ha encantado. Mil besicos Princesa

    ResponderEliminar
  7. Una preciosidad de alfombra!!besos

    ResponderEliminar
  8. Menuda enciclopedia del trapillo! La cuestión es que la alfombra te ha
    quedado chulísima. Yo también me canso mucho con el trapillo pero es tan
    resultona que a lo mejor me animo.

    ResponderEliminar
  9. Ay nooo... Qué pena pisarla! :( Es preciosa Rosana. Te ha quedado genial, tan pinterest... <3 Que la disfrute tu sobri! Un beso guapa!

    ResponderEliminar
  10. ¡Madre mía que cosa tan bonita, Rosana! Cuando hemos visto la primera foto, es lo que hemos exclamado las dos al unísono. Dan ganas de colgarla en la pared para admirarla y disfrutar de su encanto. ¡Enhorabuena por esta preciosidad de alfombra y por el trabajo y esfuerzo que le has dedicado!

    Muchos besos de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
  11. Pues no te gustará tejer con trapillo, pero la alfombra te ha quedado espectacular, y el pingüino la mar de simpático, jeje. No se...me da a mi que a cuchufleta si le gusta el trapillo, jajaja, aunque sea para hacer el pino sobre el :P
    Besote!!!!!

    ResponderEliminar
  12. Hermosa tu pagina m encanta todo....

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...